Muertes irónicas graciosas

Las muertes irónicas son fáciles y difíciles de definir. Se trata de algo más sutil que a una muerte simplemente rara. Algunas de las muertes más trágicas de la historia, sin embargo, fueron verdaderos casos de ironía pura que encontraron la manera de convertir la muerte en algo divertido y fascinante al mismo tiempo. Estas muertes tontas y estúpidas, como las divertidas muertes que presentan en los Premios Darwin presentan historias de personas que murieron de las maneras menos esperables. Los Premios Darwin son premios irónicos, aquí presentamos más bien muertes irónicas y graciosas de la historia.

Divertidas muertes

Hombre absuelto de la silla eléctrica muere electrocutado accidentalmente en un inodoro de metal

En 1989, el asesino convicto Michael Anderson Godwin –  originalmente fue sentenciado a morir en  la silla eléctrica – tuvo un golpe de suerte cuando su sentencia fue reducida a cadena perpetua.

El universo decidió que los tribunales debían estar equivocadas, y así ocurrió esta irónica historia. El hombre estaba en su inodoro de metal (un destino bastante horrible en sí mismo) e intentó arreglar unos auriculares. Y para demostrar lo gran tomador de decisiones que era, decidió morder un cable de sus auriculares mientras estaba sentado en este inodoro de metal. Esto lo electrocutó, usando el inodoro de metal húmedo como conductor, y el voltaje lo mató.

Aunque parezca increíble, hay que hacer también una Mención honorífica a Laurence Baker, también un asesino convicto. Mientras cumplía cadena perpetua en Pittsburgh, Pensilvania, fue electrocutado por sus auriculares caseros (¡¡Juro que es verdad!!) mientras veía la televisión y estaba sentado en un wc de metal también.

Recuerda: la próxima vez que estés en un baño de metal, ya sea en la cárcel o en un baño de playa, NO mires la televisión y NO toques ningún cable. Nunca. Por favor.

Muerte doble de psicópata en la ducha

Myra Davis, cuyo nombre profesional era Myra Jones, estuvo involucrada en la producción de Psicosis de Alfred Hitchcock. Ella sirvió como sustituta de Janet Leigh, la mujer que (alerta de spoiler para cualquiera que haya nacido hace menos de cinco años) fue asesinada en la famosa escena de la ducha con tan característicos acordes de violín.

En 1988, fue violada y asesinada por un hombre que estaba tan obsesionado con la famosa escena de ducha de Psicosis que quiso recrearla en la doble del cuerpo de Janet Leigh. Desafortunadamente para Myra Davis, los productores de la película habían mantenido un labio tan apretado sobre cómo rodaron la escena y qué actrices usaron que la información que el asesino recogió a lo largo de los años estaba sesgada.

Davis nunca apareció en la escena de la ducha. Fue otra actriz, Marli Renfro, quien actuó como el doble del cuerpo de Leigh y, posteriormente, el cuerpo que el público y el asesino vieron una y otra vez en la gran pantalla. No sólo fue asesinada de la misma manera que alguien en la película por la que era más famosa, sino que ni siquiera estaba EN la escena que la asesina estaba tratando de recrear. Realmente trágico e irónico.

Clement Vallandigham

Clement Vallandigham era un abogado que representaba a un hombre acusado de matar a alguien durante una pelea en un bar. El enfoque de Vallandigham fue convencer al jurado de que el hombre muerto se había disparado a sí mismo al sacar el arma de su bolsillo. Al enfrentarse al jurado, Vallandigham recreó la situación exactamente como sucedió. Y cuando digo exactamente, quiero decir que también consiguió recrear el resultado final: un hombre que se disparaba a sí mismo mientras desenfundaba su pistola.

Vallandigham murió a causa de sus heridas, pero logró absolver a su cliente basándose en que un hombre puede dispararse accidentalmente mientras saca un arma de su bolsillo mostrando al jurado exactamente cómo se hizo. Abogado del año, sí señor.

Hombre se ahoga en la piscina durante una fiesta de la asociación de salvavidas

En 1985, los salvavidas de Nueva Orleans organizaron una gran fiesta para celebrar el hecho de que nadie se había ahogado en ninguna piscina durante la temporada de verano (no, en realidad). ¡Una GRAN razón para celebrarlo!

– “Hey Mark, ¿adivina qué?”
– “¿Qué, Kyle?”
– “Escucha esto. No se nos ha ahogado nadie este verano”.
– “¿Qué? ¿Me estás tomando el pelo? NECESITAMOS montar una fiesta”

Pero cuando todas las celebraciones excesivas habían finalizado, Jerome Moody fue encontrado ahogado en el fondo de la piscina donde se organizó la fiesta. El Sr. Moody no era un vigilante, pero estaba en una fiesta donde 4 salvavidas estaban de servicio y otros 200 salvavidas fuera de servicio estaban presentes, celebrando que habían conseguido un verano entero sin muertes….

Propietario de la Compañía de Segway Muere en un Accidente de Segway

Jimi Heselden era el propietario de la empresa Segway y un usuario ávido de los scooters motorizados de dos ruedas que la empresa produce. Un multimillonario, era dueño de una finca en el campo de Inglaterra, y allí montaría la versión rústica del Segway. Ese artilugio en particular contenía lujos tales como un guardabarros y llantas extra anchas con huellas profundas para salir de la carretera.

“Porque no hay nada como ir por el medio del campo en moto”

Pero un día, mientras iba “por el medio del campo” en el escarpado Segway, literalmente se salió de la carretera y se tiró por un acantilado de 24 metros hasta su muerte.

Muerte irónica propietario segway

 

Salta y sobrevive a las Cataratas del Niágara y luego muere desde una caída de poco más de 1 metro

Bobby Leach era conocido por sus travesuras temerarias. Su truco más famoso para desafiar a la muerte fue sobrevivir sobrevolando las Cataratas del Niágara en un barril en 1911. Esa caída le fracturó la mandíbula y rompió ambas rodillas, pero no lo mató. Esto definiría su vida y se embarcó en muchas giras publicitarias a partir de entonces.

En una de esas giras publicitarias, caminó por la calle y se resbaló con una cáscara de naranja (algunos dicen que son cáscaras de plátano lo que más resbala, ¿eh?). La caída que sufrió (probablemente entro 1 y 2  metros no era nada en comparación con los más de 50 metros de las Cataratas del Niágara) fue tan dura que se rompió la pierna, la cual se infectó con gangrena, y finalmente fue amputada. Murió por complicaciones después de la amputación.

 



No Comment